¿Eres capaz de encontrar un NYC en China? Shanghái es la respuesta

Shanghái, sobre el mar.

The Bund, Shanghái - China
The Bund, Shanghái – China

En esta inmensa urbe conviven el día y la noche. Días de verano insoportables y noches de nieve escalofriantes.

La noche caracterizada por calles abarrotadas de espectaculares rascacielos que compiten por cual será el primero, indescriptibles terrazas convertidas en exclusivos clubs al atardecer, enormes centros comerciales y una tienda de lujo en cada esquina.

Y el día, ocupado por casetas de un piso donde sus terrazas se convierten en lavanderías y en baños con espuma, tendederos donde la comida diaria se sujeta con pinzas y miles de juguetes imaginarios hechos con boles, cajas de cartón y zapatillas viejas.

Reina de la desigualdad y no por ello menos reina. Esta ciudad se encuentra abarrotada de oportunidades, de nuevos trabajos, de crecientes negocios y va en busca de nuevas responsabilidades. Y de miles imitaciones donde el Chanel es el rey de la calle y del metro más grande del mundo.

Allí es posible encontrar eso que buscas. Y en Tianzifang es posible que lo encuentres también. El intenso ajetreo viene acompañado por una comunidad enorme de expatriados en la cual eres bienvenido sea de donde seas. Bares y restaurantes donde estás en el propio centro de Londres, llenos de risas y conversaciones sobre sueños, pasatiempos, negocios y oportunidades. Y demasiados clubs de revista y sacados de la propia Manhattan. Allí, la vida es una fiesta.

Es la mezcla del ayer, el hoy y el mañana.

El ayer contado por Yuyuan Garden & Park, Jing’an Temple, Jade Temple y miles de numerosos mercados de antigüedades.

El mañana alojado en Pudong, en el Bund, en hoteles convertidos en imperios y museos de arte contemporáneo.

Y el hoy que conecta ambos a través de miles y miles de motos eléctricas silenciosas, locas y peligrosas que son cargadas en el comedor de las casas,  justo al lado de la tele. Nada como un paseo en moto mientras atardece en Shanghái, hablas de los problemas de tu mundo y cruzas en contra de dirección las calles, evitando el odioso tráfico que se acumula al salir de trabajar.

Pero no es oro todo lo que reluce. Difícil de entender. Esta reina exigente pasa factura, atrás queda el aire limpio del Mediterráneo y la mejor materia prima con la que se hace la mejor comida del mundo. El estrés manda y solamente con salir a la calle notas como él invade tu cuerpo.

Una cultura y una ciudadanía completamente diferente a la nuestra donde los occidentales provienen de Marte. Y donde las costumbres te dejan sin palabras. Situaciones indescriptibles donde ser occidental es la imitación más intentada de todas. Miles de fotografías con desconocidos chinitos y una ciudad donde la intimidad está más que reservada. El occidental camina tranquilo y seguro y se permite llevar pijama los domingos.

Shanghái, reina del cambio que reina en un reino en lo que todo aparece y desaparece del día a la mañana. Ella es la reina de las noches secretas “de las que sólo te pasan en China”. Y ella es la única que consigue que los bancos estén siempre abiertos y de esa forma, Shanghái intenta crecer cada vez más y más, y como no ser la más importante.

Shanghái fascinante para unos; enorme y temible para otros.

Y así es la reina china del capitalismo, donde la incansable lucha por lo que uno desea es una de sus características principales:

Nunca te canses, sigue, persigue y sigue… Y al final lo conseguirás.

Fotografías / Pictures


Lugares preferidos y conocidos:

Hoteles con views: Peninsula Bar, Hyatt Pudong, Hyatt Bund.

Clubs:Bar Rouge, Ba shí ba (88), Mural, The Apartment, M1nt, Phebe.

Restaurantes:

Lost Heaven: Restaurante chino de la provincia de Sichuan.

Element Fresh: Occidental donde las ensaladas no son ensaladas.

Doctor Wine: Bar francés donde el vino, el pan tostado y el afterwork es un must.

Cantiga Agave: Largos sábados soleados bebiendo increíbles margaritas.

Kartel: Increíble rooftop que tiene como protagonistas el Shangri-la y el vino.

LaCava Bar: bar español que te consigue acercar a casa.

Malabar: un clásico entre los españoles.

Barbarrossa: Deliciosas shishas y tapas rodeadas de una decoración árabe perfecta y un lago.

Mexo on the bund: Mexicano situado al final del Bund. Destaca su terraza donde reina la tranquilidad.

Bali Laguna: Comida balinesa envuelta por una laguna en mitad de un parque que escapa a todo ruido de la ciudad.

 

Que curioso es el hombre, nacer no pide, vivir no sabe y morir no quiere. 

Proverbio chino

 

Anuncios

2 comentarios en “¿Eres capaz de encontrar un NYC en China? Shanghái es la respuesta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s